Follow by Email

martes, 1 de mayo de 2012

ANTONIO NIETO Y ROA. SEGUNDO CONDE DE ALASTAYA

Antonio Nieto y Roa era hermano de Ignacio Nieto y Roa, el primer Conde de Alastaya, ambos hijos de Francisco Nieto Penaloza y María Roa y Carbajal. Ignacio falleció en Argentina sin dejar descendencia, por lo que el título condal pasó a su hermano, don Antonio como voluntad testamentaria en documento fechado el 16 de diciembre de 1775 Antonio era hacia 1798 Coronel del Regimiento de Infantería, Teniente Coronel de los Reales Ejércitos, Comandante Militar de Moquegua y Regidor Perpetuo de la villa, lo que indica además su estatus dentro de la jerarquía política y administrativa local. A él se le ratificó el título de Conde en San Ildefonso el 2 de setiembre de 1776. Dentro de la familia Nieto, Antonio era el segundo en la línea sucesoria del condado. Se casó con su tía Nicolasa Nieto y Fernández Maldonado y tuvo cuatro hijas: María Gregoria Nieto y Nieto, María Teresa, María Clara y Eustaquia. La vida de Antonio transcurrió entre sus labores de milicia y sus negocios, algunos de ellos vinculados a los olivos, lo que le permitió acrecentar la fortuna familiar. Era parte del patrimonio de los Nieto y Roa una vina en el pago de La Rinconada en el valle de Moquegua y una hacienda de olivar llamado Alastaya en las costas de Ilo, ambas propiedades heredades de su padre don Francisco Nieto, además de los aperos, molino y ganado que tenían dichas estancias. Por esta razón es que Antonio visitaba con cierta frecuencia las costas, aparentemente haciendo mayores negocios e incrementando sus propiedades. Nieto vivió en Moquegua, con seguridad en la calle del mismo nombre en donde existe restos de lo que fue la casona de los condes de Alastaya, fácilmente identificable por el gran portón de madera, pero sobre todo por el frontispicio blanco que descansa en dos columnas del mismo color y en el que se puede leer con cierta dificultad "Nuestra nobleza blasona que en su santidad se encierra… de un gran señor de la tierra cabeza de los coroneles…"

No hay comentarios: